jueves, 19 de febrero de 2009

Échame la culpa...



...si te sientes mejor.

P.D.: Nunca comprendí por qué no le devolvió el hostión.

2 comentarios:

Paco Elvira dijo...

En los 70, me imagino que a principios, cuando todavía regía los destinos de la patria nuestro "querido" dictador y la censura campaba a sus anchas corría un divertido bulo.Y era que en la versión de Gilda, que se proyectaba fuera de nuestras fronteras, Ryta Hayword se quitaba el guante y , después, todo los demás.¡Cielos!

Rocío Mendoza dijo...

En los cielos se habrían sentido los espectadores... ;-D