jueves, 23 de octubre de 2008

Porque me gusta

Yo sólo quería escribir para comunicar más a través de un canal más. Y mi voz no es tan hermosa como para merecerse la exclusividad de mi capacidad de compartir ideas. Por eso parí y crié este blog hace más de un año. Sí, soy una exhibicionista. Todos lo somos. En internet y fuera de él.

Mi blog no tiene utilidad. No sé si aporta información, no está especializado en ninguna materia que pueda suscitar el interés de ningún cerebro ávido de formación. Soy periodista y puedo contar muchas cosas sobre la profesión y opinar otras tantas. Pero no sólo soy periodista. Por eso este blog no versa sobre el periodismo. Mi trabajo está firmado todos los días en un medio de comunicación. No me gusta mezclar. Temo a la resaca.

Sin embargo, como persona, miro, reflexiono, me sorprendo, sufro y me cabreo. Y lo hago con la vida y las personas con las que me encuentro. En un mundo estrangulado por el 'ombliguismo', yo también quiero aprender a mirar hacia fuera y sacar conclusiones para compartir. Nada más. Éste es el porqué de esta iniciativa que siempre me reconfortó. Hoy lo recordé.

Y hoy también caí en la cuenta de otra cosa que aplico a rajatabla en mi vida: por fortuna casi siempre hago lo que quiero y no todo lo que hago lo hago porque sea útil o tenga un sentido.

Lo hago porque me gusta, porque es mi forma de vivir. Y escribir e internet forman parte de mi vida.

Esta mirona vuelve a ejercer. A mirar, hacia dentro y hacia fuera.

Tengo una libreta llena de notas, mil imágenes en el cerebro y el corazón a rebosar.

Vuelvo.

11 comentarios:

winagres dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Bomarzo dijo...

Bienvenida pues. Pasen y vean.

Paco Elvira dijo...

¡Qué bien que estés de vuelta! ¡Ya tenía mono!
Y, por cierto,¡Menudas vacaciones!

Flanagan expectante dijo...

Queremos saber cosas de este periodo de asueto al que has castigado este blog. ¡Venga esas fotos!

El factor septiembre dijo...

Estoy esperando para ver esas palabras que hablan de lo contemplado

Feroz dijo...

ya era hora!!!

Me tenías loco, ya pensaba que las reformas eran demolición.

Bienvenida otra vez. Me alegro mucho que estés de vuelta.

A mí tambien me gusta.

Mariquilla Sinembargo dijo...

Por fin! Re-Bienvenida, princesa

Rocío Mendoza dijo...

Con comentarios así, sí que da gusto! Gracias. Nos leemos.

Paco dijo...

Re-bienvenida...
Me alegro un montón

Sebastián Forero dijo...

Suscribo casi todo lo que dices menos una cosa: minusvaloras, rayando el desprecio, el placer de leer palabras bien armadas y escogidas. Siempre es motivo de gozo leerte. Posiblemente habrá mucho y mejores, pero, de momento, como blogera que escribe bien, con gusto y sabor, sólo te conozco a ti. Y, como no busco, de momento no voy a cambiar. Y como importa tanto el contenido como la sintaxis, pues eso, que me quedo contigo.

Mucho ánimo y, por favor, escribe un libro algún día. Prometo ser el primero que lo compre.

Ah, y espero que me lo dediques.

Cuenta con un admirador mas.

Rocío Mendoza dijo...

Sebastián!!!!!!!!!! que me he emocionado!!!!! Desconocía tanto gusto por mis palabras. Gracias. Ojalá sea capaz de escribir un libro algún día... Y vamos, como que me llamo Mendoza, que te lo dedico.